Un mes con Domingo Savio – Día 17: “Don Bosco premia la conducta de Domingo”

Santo Domingo Savio, Domingo Savio, Salesiano, Salesianos, Santidad SalesianaA mediados de octubre de ese año 1856, Domingo, algo restablecido de salud, regresa al oratorio, después de haber pasado unos días en su casa por disposición de Don Bosco.

A fines del mes de enero en la fiesta de San Francisco de Sales había costumbre en el oratorio de entregar un premio a los cuatro alumnos mejores, entre estudiantes y artesanos. Don Bosco hacía seleccionar estos alumnos por los mismos compañeros para evitar así toda influencia por parte de los superiores y maestros.

En enero de 1857 se celebró la fiesta de San Francisco de Sales, con la solemnidad acostumbrada. En el oratorio reinaba un ambiente de alegría y entusiasmo. Llega la hora del acto académico y Don Bosco personalmente entrega los premios. Domingo Savio recibe el premio como el mejor alumno en conducta y aplicación.

PALABRAS DE DOMINGO SAVIO

Este cacharro de cuerpo no ha de durar eternamente, ¿no es verdad? Es menester dejarlo destruir poco a poco hasta que lo lleven a la tumba. Entonces, amigo mío, libre ya el alma de lazos corporales, volará gloriosa al cielo y gozará allí de salud y de dicha interminables.

PISTAS DE REFLEXIÓN

Dios nos ve en todo momento, es por ello que debemos luchar por siempre conducirnos con rectitud y dejar que nuestros actos reflejen el amor que le tenemos a Él y a María Santísima Auxiliadora.

ORACIÓN

Tú que fuiste un santo desde tu nacimiento y supiste siempre entregarte al Señor sin miedo, ayúdame a que yo también me entregue a Él y deposite en sus manos mi confianza absoluta. Guíame, Domingo, para que mis pasos me conduzcan por buenos caminos; para que pueda descubrir que en la alegría se encuentra la santidad y que, con amabilidad y amor, debo hacerlo todo en nombre de Dios.

Domingo, se siempre mi modelo a seguir y que mi única preocupación sea no pecar, para que así, con mis actos pueda agradar al Señor y honrarlo con mi vida entera para que, al final de la misma pueda como tú alcanzar la santidad. Amén.

Santo Domingo Savio, ayúdame a ser como tú.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: